domingo, noviembre 07, 2010

Campaña de Berlín. Escenario 1: Barricadas.

23 de Abril de 1945. Las tropas soviéticas están cerca de cerrar el cerco sobre Berlín, elementos del 5 Ejército de Asalto, se encuentran en los suburbios. En la zona de Lichtenberg, los soviéticos intentar abrir un corredor en las defensas alemanas por la Avenida Frankfuter, uno de los principales corredores que llevan al corazón de Berlín.

Mientras los soviéticos intentan atravesar las primeras barricadas, tropas alemanas llegan a Berlín retirándose desde la Línea del Oder.

La única división que es capaz de frenar el asalto es la División Panzer Müncheberg.

El teniente Luisk vio como los soviéticos empezaban avanzar en dos grandes grupos, uno se dirigían hacia las casa de su derecha mientras que otro grupo se movía por el parque. Pensó ya están aquí, se alzo de su posición defensiva para hacer un gesto a los cinco grupos de soldados en retirada que avanzaban.

¡Subir al transporte y venir hacia aquí!…..fueron sus últimas palabras, un francotirador ruso se había infiltrado en un bloque de viviendas cercano, y no fallo su disparo, el teniente solo cometió un error un error que le costo caro.

Los soviéticos estaban lejos aun y la idea de un francotirador en sus espaldas no era de agrado del sargento Reider, así que asumió el mando del pelotón y ordeno a una escuadra a limpiar ese edifico, mientras ordenaba hacer fuego de cobertura, a las tropas que volvían del Oder.

Otro disparo sonó abatiendo a un nuevo soldado, pero sería el último, los soldados alemanes encontraron al equipo soviético y dieron cuenta de él. Pero los soviéticos habían ganado tiempo con esta maniobra y tomaron posiciones en las casa al otro lado de la calle que controlaban los alemanes, y empezaron a disparar.



El intercambio de disparo era continuo, cayendo soldados de ambos bandos, pero los soviéticos empezaron recibir apoyo pesado, un HalfTrack Americano con una ametralladora pesada, y una ametralladora pesada soviética empezaron a castigar las barricadas Alemanas que bloqueaban la avenida.

Mientras los soviéticos avanzaban por el parque, el sargento del pelotón de reconocimiento alemán avanzo para detenerlos junto al muro, pero la superioridad numérica soviética se impuso cuando las PPsh-41 hicieron fuego sobre ellos, haciéndolos volver a sus posiciones iniciales. En ese momento viendo al retirada alemana los soviéticos asaltaron a los alemanes mientras huían, haciendo retroceder a los restos del pelotón tomando la barricada. Una de las escuadras alemanas empezó a disparar sobre ellos, y el sargento soviético ordeno el asalto a la casa desde donde venían los disparos mientras le cubrían con la ametralladora ligera de la escuadra. Borish, el comisario tras ver la heroica carga bajo el fuego ordeno al teniente que su escuadra hiciera lo mismo, y cruzaron la calle gritando ¡Por la Patria! El combate duro segundos tomando los soviéticos la casa, y aniquilando a todos los alemanes.



Si los soviéticos tomaban la casa podrían abrir la calle y pasar fácilmente la línea de defensa, así que los defensores de la barricada contigua dispararon contra ellos y saltaron la casa usando sus granadas. La matanza siguió los soldados alemanes cayeron abatidos pero un par de granadas entraron en la casa abatiendo varios soldados soviéticos.

En ese momento el Teniente decidió que ellos ya habían avanzado bastantes y que sería mejor tomar posiciones defensivas, la metralla de la granada había alcanzando al comisario con lo que nadie discutirá su idea. Era momento que avanzara le blindado para asegurar la posición.

Los soldados iban cayendo por ambos lados, bajo el fuego cruzado, peor la superioridad armamentística soviética se empezó a imponer, la única opción que le quedaba a las tropas alemanas era atacar al blindado soviético con sus Panzerfaust, el Sargento Reider se monto en el SdKfz 251, y le ordeno al conductor que avanzara bajo el intenso fuego soviético, los disparos rebotaban en el blindaje del vehículos, las explosiones de las granadas se oían a su alrededor, se levanto disparo, pero falló su lanzamiento.

El sargento, viendo la ruptura de la línea defensiva decidió que era momento de replegarse a la siguiente línea defensiva, habían frenado a los soviéticos lo suficiente para que alguno de sus compañeros del Oder llegaran a posiciones donde podían ser atendidos, y los soviéticos parecían estar lo suficientemente dañados para frenar su avance por el momento.



Resultado:

Soviéticos: 8 Puntos de victoria

Alemanes: 5 Puntos de Victoria

Bajas:
Alemanes: 35 hombres.

Soviéticos:16 hombres.

No hay comentarios:

Publicar un comentario