viernes, marzo 18, 2011

Lucha Partisana en Estonia

Los partisanos soviéticos que luchan en Estonia se nutren de todo tipo de hombres desde los viejos cosacos veteranos de la primera guerra mundial, hasta unidades de exploradores del ejército Rojo.





Por otro lado el alto mando alemán consciente de la importancia del sector ha enviado contra la lucha partisana al famoso francotirador Josef Alleberger, veterano soldado del ejercito aleman.



Así mismo en el sector se ha dispuesto en labores antipartisanas a la 3ª Bandera de la Spanischen Freiwilliger Legión, 11ª División de Panzergraderos SS "Norland". En esta unidad se encuentran encuadrados valerosos soldados españoles, muchos de ellos veteranos de la guerra civil.


sábado, marzo 12, 2011

Don Quijote Cabalga de Nuevo.



 

Tras los combates sufridos por la 2ª Sección de la Compañía, el Teniente Montoya de la 1ª Sección de combate decidió avanzar a la ciudad Terelly-sur- Sena, aprovechando la cercanía de la noche decidió hacer un reconocimento en profundidad de la zona industrial. Los alemanes habían destruido todo lo que habían podido para evitar que pudiera caer en manos aliadas, creando una buena posición defensiva.



La sección de combate del Teniente Montoya estaba formado por su escuadra de mando a bordo del Halftrack Don Quijote, y sus dos escuadras de fusileros en los vehículos “Madrid” y “Belchite”. Como apoyo contaban con un mortero de 60mm.


Frente a ellos se encontraba la unidad paracaidista que defendía el sector, puesto que ya habían sido alertados de la presencia de los españoles, estaban equipadas con armas antitanque.


El teniente Montoya realizo el primer movimiento, mandando a sus hombre actuar con cautela hasta que vieran movimiento en la líneas alemanas, todavía no había localizado a ningún “fascista” y no quería sorpresas.


La primera explosión no se hizo esperar los servidores del mortero habían divisado sobre un deposito un extraño reflejo, y suponiendo que era un francotirador decidió bombardear la zona. Aunque el disparo fallo fue el principio de la “fiesta”, una HMG alemana abrió fuego sobre la sección del Cabo Ramírez, hiriendo gravemente al soldado Martínez.




Los disparos continuaban y desde el depósito surgió un disparo que abatió al soldado Díaz.


En ese momento Montoya ordeno a sus vehículos de transporte que salieran de sus escondites y abrieran fuego. Los alemanes estaban bien cubiertos y apenas sufrían con el fuego pesado de ametralladora. Montoya avanzaba con sus hombres para dar caza al francotirador. En ese momento el mando alemán ordeno avanzar a un grupo de paracaidistas para taponar el avance republicano, pero el avance les iba a costar caro. El fuego cruzado del “Belchite” y del “Don quijote”, provoco que los alemanes se quedaran tirados en el suelo en tierra de nadie, cubiertos simplemente por unos escombros. El francotirador alemán intentado ayudar a sus compañeros disparando al artillero del “Belchite”, impactando en el casco del Soldado Cardona alias “El Gato”, y haciéndolo volar por los aires.



Había sido su día de suerte, pensó “El Gato”- Ya solo me quedan tres vidas- las otras cuatro las había perdido en Huesca, Teruel, El Ebro,…


Montoya ordeno avanzar a su unidad y disparo sobre los alemanes que le salían al paso, los alemanes quedaron muertos en el suelo. El mortero realizo un segundo disparo cerca de su posición.


La noche estaba cayendo mas alemanes se dirigían a su posición, había un francotirador frente a él, y sus hombres estaban cansados.


– Mañana será otro día, ¡Nos replegamos!.



El teniente alemán respiro aliviado al ver a los españoles replegarse, él había ya mandado a una sección tomar posiciones defensivas. Tras la pérdida de los 6 hombres que cubrían al francotirador, veía peligrar su flanco izquierdo. Levanto la mano y ordeno a sus paracaidistas volver con el resto de la compañía. Esta noche podrían descansar, esta noche nadie quería morir por unos trozos de hojalata.

domingo, marzo 06, 2011

LA 9ª IS COMING

En algún lugar de Francia, 1944.
El pelotón del Teniente Elías se encontró con una unidad de paracaidistas alemanes que bloqueaban el camino hacia Paris, rápidamente los republicanos bajaron de sus vehículos y tomaron posiciones defensivas frente a los alemanes.
Tras observar con sus prismáticos, el Teniente  pensó que estos eran una unidad de segunda línea de paracaidistas, pues su armamento era bastante anticuado y la variedad de sus uniformes alta.
Los españoles despliegan ocultos por el bosque y en una vieja granja destruida instalan su mortero de 60mm.
La sección de mando ocupa otra granja que se encuentra en perfecto estado, es una posición más avanzada que el resto, y por tanto más peligrosa.  

En ese momento empiezan los disparos, mientras todavía hay unidades tomando posiciones. Una sección alemana intenta avanzar por terreno descubierto hacia el bosque central, en ese momento recibe fuego pesado de las ametralladoras de los transportes, haciéndola retroceder.



Mientras la sección de mando Republicano dispara sobre una antigua HMG-34 alemana que se encuentra en una granja destruida, silenciándola, no sin antes perder al soldado Ramírez, veterano de la brigada Durruti.


El fuego pesado de los vehículos mantiene con la cabeza baja a los alemanes que intentan avanzar. Estos viendo que la mayor capacidad de fuego viene de los semiorugas, realizan fuego continúo sobre ellos, hiriendo a los dos tripulantes del semioruga Madrid, quedando el vehículo parado en medio del campo de batalla.


El vehículo del mando realiza fuego sobre un mortero Alemán de 81mm, con su ametralladora del calibre 50. La potencia de fuego es tal que los artilleros alemanes se ven forzados a retirarse.


El flanco izquierdo está cayendo, y el mando alemán ordena a la última sección que tenía en reserva meterse en el bosque para frenar a los republicanos.


¡Viva la Republica! El combate cuerpo a cuerpo no tarda en llegar haciendo valer los republicanos su superioridad numérica aniquilan a la sección alemana.


En el flanco derecho la cosa no va mucho mejor para el alemán, el intento de destruir el otro semioruga mediante un panzerfaust ha fracasado y las secciones de este flanco están recibiendo continuos ataques de fusiles, morteros y fuego de ametralladora.


El mando alemán decide que no será en este punto donde frenaran a los españoles en su carrera hacia Paris…y ordena replegarse a sus tropas.